22 octubre 2009

Gabriela Mistral

Vicuña es un pueblo entrañable del Valle de Elqui, frondoso de viñas y paltas, de papayas y de patatas, trabajado, fértil, verde. Pequeño pero con vida, con Museos, con tranquilidad y también con edificios emblemáticos, la iglesia, la municipalidad, los pequeños bares.
Nuestra hostalera de Vicuña, Lucía, es una persona viajada y simpatiquísima, ha estado en Tahiti, en Austria, en España, en Iquique, cuida e informa a sus clientes y sigue por el blog la trayectoria de ellos, lo imprime y pega en su libro cuando hablan de su establecimiento, casa colonial magnífica y con su historia, hoy convertida en “Hostal Valle Hermoso” al pie del Cerro de la Virgen. Todo un honor habernos alojado allí, lo encontramos por casualidad, -no venía en nuestra guía del Trotamundos- paseando y buscando el Museo de Gabriela Mistral que está en la misma calle. Al día siguiente fuimos a su otro Museo en su otro pueblo de Montegrande, allí donde están sus restos. Su filosofía, su moralina, sus trabajos y sus viajes están en sus obras literarias, los misterios que tejieron en parte su carácter, se fueron con ella...

No hay comentarios: